Sólo un verdadero tlatoani azteca sabrá de dónde vienen estas palabras

Sólo un verdadero tlatoani azteca sabrá de dónde vienen estas palabras